Focal Reikan: un programa para mejorar el enfoque de tus objetivos en tu cámara réflex

Focal Reikan: un programa para mejorar el enfoque de tus objetivos en tu cámara réflex

Publicidad

Nota de Xataka Foto

Focal Reikan es un programa que ayuda a solucionar uno de los grandes problemas de las cámaras réflex. Algunas veces no enfocan correctamente con el objetivo que tengan puesto en el momento de hacer la fotografía. Hay ciertas licencias de construcción que evitan que enfoquemos con toda la precisión necesaria. Hasta ahora teníamos que hacerlo manualmente pero Focal Reikan automatiza todo el proceso de calibración de enfoque de nuestras máquinas.

Ya hemos hablado en otras ocasiones de cómo solucionar el tema del backfocus y frontfocus en Xataka Foto. Pero no deja de ser un ajuste manual, con varios problemas que no nos aseguraban un resultado perfecto. Todo se basaba en la intuición. Si lo hacemos bien por el método tradicional, enseguida notamos una mejora llamativa en la nitidez de nuestros objetivos. Pero muchas cosas pueden fallar, como la distancia, la luz en el momento de la prueba, la estabilidad de la cámara, etc...

Focali La plantilla que facilita el programa

Para solucionar estos problemas y conseguir una fiabilidad fuera de duda hemos probado un programa llamado Focal Reikan. Di con él a raíz de un artículo que encontré en la red. Y después de probarlo con dos cámaras y distintos objetivos podemos decir que es un programa muy completo. Facilita mucho la labor y te da la seguridad de estar haciendo las cosas bien. La primera versión era gratuita, como contamos aquí hace mucho tiempo pero actualmente es de pago.

Voy a explicar paso por paso cómo podemos aprovechar cada euro que cuesta el programa.

Conviene recordar que solo sirve para las réflex avanzadas de Canon y Nikon (una pena que sea tan limitado) que dispongan la posibilidad de ajustar el autoenfoque. Como podemos leer en la página del programa, desde la Nikon D7000 y la Canon EOS 50D. No funciona con ninguna otra marca ni por supuesto con las sin espejo, que no tienen este problema.

Focalixsinajuste Fotografía sin ajuste del autoenfoque

Para enterarse de todo a la perfección hay que leerse el manual de 177 páginas de la última versión (2.6.0). Y en el manual (en inglés) del programa podemos leer por qué hay que hacer el conocido microajuste de enfoque:

El procesador de AF (que interpreta las formas de onda del sensor de AF y determina cómo ajustar la señal) sabe cómo ajustar el objetivo para lograr el enfoque correcto justo en el sensor, que es donde quieres que la imagen sea tan nítida como sea posible. Pero, ¿y si algo no está bien?... tal vez el sensor AF se colocó incorrectamente cuando se fabricó la cámara, o la montura del objetivo se ha soltado con el tiempo (unos milímetros), o tal vez un golpe a la cámara ha movido parte del complejo sensor AF... El sistema AF no puede identificar este problema, y así continúa trabajando normalmente, determinando el enfoque según la posición original del sensor de imagen. El AF hará su trabajo y según sus cálculos la imagen estará enfocada... pero la toma que haces no está enfocada donde esperabas. Y aquí es donde entra en juego el microajuste AF.

El autoenfoque falla por la velocidad y por la naturaleza del sistema de autoenfoque, el famoso método de Detección de fase de las réflex, en el que una parte de la luz que entra a través del objetivo atraviesa el espejo y baja al módulo de detección de fase. Este módulo calcula la distancia al sujeto y le dice al objetivo a qué distancia enfocar. Si algunas de estos elementos están mal ajustados, tenemos los problemas de backfocus y frontfocus.

Primeros pasos con Focal Reikan

Hay dos versiones del programa: Plus y Pro. La diferencia de precio entre ambas versiones es importante. Y aunque aparentemente la única diferencia notable es que con la Pro se pueden calibrar objetivos de más de 400 mm, la realidad es que merece la pena invertir en la versión Pro para poder acceder a varias cosas interesantes como:

  • Confirmar la consistencia del enfoque de la cámara.
  • Informes detallados en pdf.
  • Probar todos los puntos de enfoque de nuestro sistema.
  • La posibilidad de comparar resultados con todos los usuarios del programa.

Es verdad que para muchos usuarios estos puntos pueden resultar irrelevantes pero para técnicos es una maravilla poder disponer de ellos. Depende del tipo de fotógrafo que seamos, como siempre.

Es muy recomendable instalar el programa en un portátil para tener más movilidad. Siempre es necesario conectar la cámara mediante un cable USB de menos de 5 metros. Y a no ser que tengamos un estudio prodigioso, lo más versátil es ser lo más ubicuo posible. Para que el resultado sea fiable, la carta de calibración tiene que estar colgada a una distancia variable (en función de la distancia focal) de la cámara, entre otros muchos requisitos, como trabajar con trípode.

Una vez tengamos colocada la cámara en el trípode, el objetivo correspondiente, el cable USB conectado, la mesa al lado del trípode para colocar el portátil con el programa y la máquina encendida podemos empezar a trabajar. Abrimos el programa y damos al botón Connect para que reconozca el modelo.

Focaliv Lo primero que te encuentras

La preparación previa es más larga que lo que tarda el programa en dar su veredicto. No queda más remedio si queremos buenos resultados. Respecto a esto hay que tener que Focal Reikan nos avisa si algo está mal. Hacemos el test previo y si no lo pasamos no te deja avanzar hasta que cumplimos todos los requisitos:

  • Carta de calibración correctamente colocada. Podemos comprarla, pero desde la página del programa es posible descargar un pdf para imprimir en casa con nuestra impresora sin problemas. También podemos trabajar con la que viene en el archivo que nos descargamos.
  • Distancia correcta en función del objetivo. Dentro de la página hay una calculadora para saber la distancia a la que tenemos que colocar la cámara.
  • Ajustes del objetivo. Hay que quitar la estabilización y asegurarse que está con el enfoque automático activo (no funciona evidentemente con objetivos manuales). Con los zoom el fabricante recomienda ajustar la focal más larga (aunque algunos modelos de Canon ya permiten controlar ambos extremos).
  • Ajustes de la cámara. Es imprescindible configurar bien el modo de disparo según la cámara (One shot en Canon y Af-S en Nikon), la sensibilidad, asegurarse de que el visor está tapado...
  • Nivel de luz. Uno de los parámetros más complicados de cumplir. No sirve la luz natural por sus posibles fluctuaciones, tampoco las luces con tendencia a parpadear... Al final lo que mejor me ha ido son las luces continuas de mi estudio.
  • Nivel de batería. Durante el proceso el programa hace muchas fotografías y es imprescindible que la batería de la cámara esté totalmente cargada.

Cómo funciona el programa

Una vez hemos sacado buena nota en todos los requisitos tenemos la posibilidad de dar a la tecla Start. Es curioso que en la Nikon D850 tenemos que intervenir ajustando manualmente los pasos del microajuste de Af; sin embargo en mi antigua Canon EOS 5D Mark II todo es completamente automático.

El programa, conectado a la cámara a través del cable USB va haciendo fotos y más fotos (que no se guardan en la tarjeta) con las que calcula, a partir de la plantilla, cuál es el punto óptimo de enfoque. En apenas dos minutos nos da el resultado, y si tenemos la versión Pro, un análisis pormenorizado de todas las pruebas para llegar a dicha conclusión.

Focali Algunos de los cálculos que te ofrece Focal Reikan

El mismo programa deja ajustado el valor que ha encontrado y tú ya no tienes que hacer nada más, salvo confirmar el cambio. Desde luego todo parece perfecto.

¿Merece la pena comprar Focal Reikan?

He realizado bastantes pruebas y algunas veces el programa ha fallado o ha dado error durante el proceso. Y lo que más me llama la atención es que en algunos casos los resultados finales son distintos para un mismo objetivo. En diversas fuentes recomiendan hacer el chequeo tres o cuatro veces para confirmar los resultados. Pero cuando encuentras el valor exacto ves un salto de calidad en tus objetivos. Es verdad que cuestan casi 80€ la versión Pro y 45€ la Plus; pero cuando quieres que tu equipo funcione a la perfección no es una mala inversión.

Focalii El antes y el después

Y en el fondo es normal. Las condiciones en las que trabajamos no son de laboratorio. En mi casa tengo vecinos propensos a desplazarse saltando con sandalias de suela de madera justo encima de nuestras cabezas, y la iluminación (uno de mis quebraderos de cabeza) varía enormemente los resultados salvo que tengas unos buenos focos LED o de luz continua de calidad (las lamparas de estudio del centro sueco no valen).

Focalvi El antes y después con una fotografía real

Desde luego si has intentado calibrar tú mismo, por medios manuales, el autoenfoque de tu cámara, este programa dará resultados mucho más fiables. Y tiene otras muchas virtudes. Personalmente, que tengo una máquina curtida en mil batallas, me encanta que pueda comprobar el estado del autoenfoque y del mismo objetivo para ver si tengo que ir buscando una sucesora.

Todos los objetivos que he probado han recibido cambios. Por ejemplo, el Canon EF 35 mm f2 lo tengo ahora a -8; el Nikon AF-S 70-200mm F/2.8 G ED VRII está a +9; el Canon EF 24-70 f2,8 L USM a -7...

Focal Reikan es un programa pionero porque nadie, ni siquiera las propias marcas, ha hecho nada semejante. Hasta ahora no nos quedaba más remedio que intentarlo en casa o llevarlo al servicio técnico. La comodidad de hacerlo en casa, en poco tiempo, es un punto muy favorable del programa. Y los resultados, después de dos o tres pruebas para confirmar, son muy buenos. De repente tus objetivos empiezan a dar la calidad que esperabas de ellos.

En Xataka Foto| Cómo usar una carta de calibración de enfoque para nuestros objetivos

Temas
Publicidad
Publicidad
Inicio